El sueño de la casa propia

El sueño de la casa propia

Columna de Opinión / Eduardo Álamos, Abogado Senior de Franco & Cía.

Tener una casa ha sido siempre el sueño de la mayoría de los chilenos. Por ello, el tema de la vivienda ha estado en la agenda de todos los candidatos. “Pan, Techo y Abrigo”, era el lema del Gobierno de Pedro Aguirre Cerda.

En nuestra historia, diversas instituciones estatales y privadas han abordado esta necesidad como las Cajas de Previsión, las Cooperativas, empresas extranjeras, los particulares, los sindicatos. El socialismo y el liberalismo lideraron distintas formas para acceder a la casa propia. Por ejemplo, las viviendas económicas, las DFL 2, las casas Ley Pereira, casas para la tercera edad, beneficios para determinados grupos socioeconómicos y exenciones de impuestos, en fin, una suma de modalidades para facilitar el acceso a la casa propia.

Actualmente hay una gran oferta inmobiliaria para satisfacer la demanda de distintos grupos que van por la primera casa o para invertir en bienes raíces. Sin embargo, al momento de querer comprar o vender, más de un dolor de cabeza se presentará, ya que dependerá si la propiedad es agrícola o no agrícola, si usted es una empresa de Primera Categoría o persona natural, si su casa está en una sociedad, si esta propiedad la adquirió como inversión o si la recibió en herencia, si la compró antes del 2004 o después, o entre la vigencia de la ley 20.630 y la dictación de la 20.780. En fin, son muchas las variables que repercutirán a la hora de vender.

Si le comentaron que las DFL 2 no tributan, eso ya pasó. Hoy sólo es hasta dos propiedades DFL 2. Y, ¿por qué se eliminó ese evidente beneficio para adquirir viviendas? Se suprimió porque muchos invirtieron en decenas de propiedades DFL 2, para no pagar impuestos, entonces se abusó de este beneficio que era para la clase media.

Para saber si esa venta está o no gravado con IVA, y si lo que recibe por la venta de ese inmueble, paga Impuesto a la Renta, entre otros aspectos, es recomendable que solicite consejos o asesorías.

Hoy son varios los tópicos que se discuten en nuestro país, el tributario, los impuestos y el previsional. Aunque no se note, ya los candidatos se empiezan a preparar para pedir su voto…  Y cuando le toquen la puerta, no se olvide de preguntarles sobre el sueño de casa propia, entre otros temas.